Monday, 11 December 2017 10:47

ES DE MALA FE EL OFRECIMIENTO DEL TRABAJO CUANDO LA JUNTA ADVIERTE QUE EL SEÑALADO POR EL TRABAJADOR ES INFERIOR AL QUE REALMENTE PERCIBÍA.

El 10 de noviembre de 2017 se publicó en el Semanario Judicial de la Federación una interesante Tesis cuyo contenido deben tener en consideración los patrones al momento de negociar la terminación de una relación laboral, ya sea de manera extrajudicial o dentro de un juicio llevado ante la Junta de Conciliación.

 

La Tesis se derivó de la demanda de un trabajador alegando despido injustificado ante lo cual el patrón negó tal despido y ofreció el trabajo con el salario indicado por el trabajador. Cuando se ofrece el trabajo en las mismas o mejores condiciones, la Junta debe valorar si tal ofrecimiento es de buena o mala fe.  

 

Sobre ese ofrecimiento en particular, el SEGUNDO TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA DE TRABAJO DEL SÉPTIMO CIRCUITO, al resolver el Amparo interpuesto en contra del Laudo dictado por la Junta, precisó que ".... cuando el patrón ofrezca el trabajo con el salario que el trabajador señaló en su demanda, pero en la secuela procesal se acredite que, además de su salario base, obtenía diversas retribuciones, las cuales conforme al artículo 84 de la Ley Federal del Trabajo son parte integrante del salario, debe concluirse que dicha oferta se hizo de mala fe, porque implica una conducta procesal indebida y ventajosa..."

 

El texto completo de la Tesis referida es el siguiente:

 

Época: Décima Época

Registro: 2015524

Instancia: Tribunales Colegiados de Circuito

Tipo de Tesis: Aislada

Fuente: Semanario Judicial de la Federación

Publicación: viernes 10 de noviembre de 2017 10:21 h

Materia(s): (Laboral)

Tesis: VII.2o.T.147 L (10a.)

 

OFRECIMIENTO DE TRABAJO. ES DE MALA FE CUANDO EL PATRÓN LO REALIZA CON EL SALARIO SEÑALADO POR EL TRABAJADOR EN SU DEMANDA, PERO DE LO PROBADO EN AUTOS SE ADVIERTE QUE ES INFERIOR AL QUE REALMENTE PERCIBÍA.

 

Para la calificación de la oferta de trabajo, la Junta debe analizarla no sólo en sí misma, sino en forma integral con lo actuado y probado en el juicio, a fin de verificar si la verdadera intención del patrón es la de continuar con el vínculo laboral respetando los derechos del trabajador. Así, cuando el patrón ofrezca el trabajo con el salario que el trabajador señaló en su demanda, pero en la secuela procesal se acredite que, además de su salario base, obtenía diversas retribuciones, las cuales conforme al artículo 84 de la Ley Federal del Trabajo son parte integrante del salario, debe concluirse que dicha oferta se hizo de mala fe, porque implica una conducta procesal indebida y ventajosa, al aprovecharse del error u omisión en que incurrió el operario, ya que si bien no existió controversia al respecto, puesto que la actora nada dijo acerca de sus emolumentos totales y habituales, es obvio que su contraparte, dada su calidad de patrón, tenía pleno conocimiento de las percepciones diarias y ordinarias que le pagaba por la prestación de sus servicios, atento a que el salario es un hecho notorio para él, que no puede desconocer conforme a la fracción XII del artículo 784 de la ley citada, lo que conduce a establecer que en estas circunstancias, no se advierte la sana y genuina voluntad de reincorporar al trabajador a la fuente de empleo, sino más bien la de revertirle la carga de la prueba.

 

SEGUNDO TRIBUNAL COLEGIADO EN MATERIA DE TRABAJO DEL SÉPTIMO CIRCUITO.

 

Amparo directo 788/2016. Laura Débora López Esteban. 11 de agosto de 2017. Unanimidad de votos. Ponente: Jorge Sebastián Martínez García. Secretario: Juan Manuel Jiménez Jiménez.

 

Esta tesis se publicó el viernes 10 de noviembre de 2017 a las 10:21 horas en el Semanario Judicial de la Federación.

 

Esta interpretación es interesante pues se reitera lo afirmado por otros Tribunales: el salario se integra con los pagos hechos en efectivo por cuota diaria más las prestaciones en dinero o en especie que se entregue manera ordinaria, regular, constante, permanente e invariable; consecuentemente, NO ES SALARIO las cantidades y prestaciones que recibe el trabajador de manera extraordinaria o esporádica.

 

Esta tesis, como lo hemos recomendado anteriormente, genera la necesidad a los patrones de definir su "salario remunerador", mismo que será la base para el pago del tiempo extra y para el pago de otras prestaciones como vacaciones, aguinaldo, días de descanso obligatorio, etc.

 

El "salario remunerador" definitivamente NO es el "salario base de cotización" al IMSS que muchas veces se conoce también como "salario diario integrado".

 

El "salario remunerador" es aquél con el que se le paga al trabajador, de manera ordinaria, constante y permanente, cada jornada, cada semana o cada quincena, según sea el período de pago.

 

La diferencia fundamental entre el "salario remunerador" y el "salario base de cotización" es que éste incluye indebidamente proporciones diarias de pagos que recibe el trabajador con los cuales NO se paga su jornada ordinaria como son la prima vacacional, el aguinaldo y, adicionalmente, porque puede incluir "prestaciones de previsión social", cuando éstas rebasan los límites señalados en la Ley del Seguro Social.

 

Con base en un sentido de congruencia jurídica y con base en los dispuesto por el artículo 27 de la Ley del Seguro Social, tanto el "salario remunerador" como el "salario base de cotización" deberían ser exactamente iguales, para lo cual éste no debería incluir la parte proporcional diaria de prima vacacional, de aguinaldo, de ingresos extraordinarios porque estas prestaciones NO SON PAGOS que se entregan al trabajador por su trabajo, tal como lo condicionan los artículos 27 de la Ley del Seguro Social y 84 de la Ley Federal del Trabajo.

 

Esperamos que la información anterior le sea de utilidad.

 

Lic. Austreberto Bañuelos Correa.

Bañuelos y Salazar Asesores y Promotores, S. C.

www: banuelosysalazar.com

Correo: This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.

Tel.: 681-2221 y 681-4764.

Av. Las Palmas 5190 Fraccionamiento Las Palmas

 

Tijuana, Baja California.