Martes, 30 Mayo 2017 15:58

A QUIEN CORRESPONDE LA PENSIÓN DE VIUDEZ, CUANDO EXISTEN VARIAS ACTAS DE MATRIMONIO.

La Ley del Seguro Social contempla el otorgamiento de la Pensión de Viudez, cuya cuantía es diferente, dependiendo de la causa de la muerte de quien fue su esposo o concubinario.

 

Si el trabajador muere siendo asegurado en activo:

 

  • Por Riesgo de Trabajo, a la viuda del asegurado se le otorgará una pensión equivalente al 40% de la que hubiese correspondido a aquél, tratándose de incapacidad permanente total; que, a su vez, equivale al 70% del salario en que estuviere cotizando en el momento de ocurrir el riesgo. En el caso de enfermedades de trabajo, se calculará con el promedio del salario base de cotización de las cincuenta y dos últimas semanas o las que tuviere si su aseguramiento fuese por un tiempo menor para determinar el monto de la pensión.

 

  • Por causa distinta a un riego de trabajo, la pensión de viudez será igual al 90% de la que hubiera correspondido al asegurado en el caso de invalidez; que, a su vez, el importe es diferente en función del sistema pensionario elegido:

 

·         Con la Ley vigente (1997), la pensión por invalidez es igual a una cuantía básica del 35% del promedio de los salarios correspondientes a las últimas 500 semanas de cotización anteriores al otorgamiento de la misma, o las que tuviere siempre que sean suficientes para ejercer el derecho.

 

·         Con la Ley abrogada (1973), la pensión de Invalidez se determina en función del total de semanas cotizadas en toda la vida laboral del trabajador asegurado, aplicando la tabla del artículo 167 de esa Ley.

 

Si el esposo o concubinario muere siendo pensionado por Cesantía en Edad Avanzada o por Vejez,

 

  • La pensión de viudez será igual al 90% de la que estuviese gozando el pensionado al fallecer.

 

Luego, tratándose de muerte por riesgo laboral, si al morir el asegurado tenía varias concubinas, ninguna de ellas gozará de pensión.

 

En el supuesto de muerte por causa distinta a un riesgo de trabajo, de igual manera, si al morir el asegurado tenía varias concubinas, ninguna de ellas gozará de pensión; y, adicionalmente, no se tendrá derecho a la pensión de viudez, en los siguientes casos:

 

  • Cuando la muerte del asegurado acaeciera antes de cumplir seis meses de matrimonio;

 

  • Cuando hubiese contraído matrimonio con el asegurado después de haber cumplido éste los cincuenta y cinco años de edad, a menos que a la fecha de la muerte haya transcurrido un año desde la celebración del enlace, y

 

  • Cuando al contraer matrimonio el asegurado recibía una pensión de invalidez, vejez o cesantía en edad avanzada, a menos de que a la fecha de la muerte haya transcurrido un año desde la celebración del matrimonio. Las limitaciones que establece este Artículo no regirán cuando al morir el asegurado o pensionado la viuda compruebe haber tenido hijos con él.

 

En todos los supuestos se presume que, como regla general, hubo un solo matrimonio; sin embargo, puede darse el caso de la existencia de varios matrimonios, lo cual implica que más de una persona demanden el otorgamiento de la pensión de viudez; en cuya situación, al dirimir la controversia, la Junta de Conciliación debe otorgar valor probatorio a la más antigua de las actas del registro civil, sin que ello implique un pronunciamiento sobre la validez o nulidad del matrimonio o de las propias actas, pues ello debe ser competencia del órgano jurisdiccional competente en materia familiar. Así fue resuelto por la Segunda Sala de la SCJN mediante la Jurisprudencia por Contradicción de Criterios que se reproduce enseguida:

 

Época: Décima Época

Registro: 2014146

Instancia: Segunda Sala

Tipo de Tesis: Jurisprudencia

Fuente: Semanario Judicial de la Federación

Publicación: viernes 28 de abril de 2017 10:32 h

Materia(s): (Constitucional, Laboral)

Tesis: 2a./J. 32/2017 (10a.)

 

PENSIÓN DE VIUDEZ. PARA DETERMINAR A QUIÉN CORRESPONDE, ANTE LA EXISTENCIA DE VARIAS ACTAS DE MATRIMONIO, EL ÓRGANO JURISDICCIONAL LABORAL PUEDE OTORGAR VALOR PROBATORIO A LA MÁS ANTIGUA, SIN QUE ELLO IMPLIQUE UN PRONUNCIAMIENTO SOBRE LA VALIDEZ O NULIDAD DEL MATRIMONIO O DE LAS PROPIAS ACTAS.

 

El órgano jurisdiccional competente en materia laboral no debe conocer de un juicio que verse sobre la validez o nulidad del matrimonio o de las actas del registro civil en el que éste se haga constar, ni emitir un pronunciamiento jurisdiccional al respecto, pues con ello invadiría las competencias del órgano jurisdiccional competente en materia familiar. Sin embargo, ello no impide que en un juicio laboral que tenga por objeto determinar a quién corresponde otorgar una pensión de viudez, ante la existencia de varias actas de matrimonio, y a falta de otras pruebas para conocer la verdad de los hechos, la autoridad laboral otorgue valor probatorio a la más antigua de esas actas del registro civil, sin que ello implique un pronunciamiento sobre la validez o nulidad del matrimonio o de las propias actas, pues simplemente se trata de un acto de valoración probatoria en el que el órgano jurisdiccional verifica el cumplimiento de un requisito desde un punto de vista formal y adjetivo, únicamente para identificar presuntivamente a la persona que debe considerarse como titular de los derechos laborales derivados de la muerte de un trabajador, sin perjuicio de que, en el caso de que el órgano jurisdiccional competente resuelva sustantivamente sobre la validez de dichas actas en sentido diverso, se sigan los procedimientos pertinentes para corregir el estado de cosas resultante, dejando a salvo al Instituto Mexicano del Seguro Social de un doble pago por la misma pensión.

 

SEGUNDA SALA

Contradicción de tesis 303/2016. Entre las sustentadas por los Tribunales Colegiados Segundo en Materia de Trabajo del Séptimo Circuito y Tercero en Materias Civil y de Trabajo del Vigésimo Primer Circuito. 15 de febrero de 2017. Cinco votos de los Ministros Alberto Pérez Dayán, Javier Laynez Potisek, José Fernando Franco González Salas, Margarita Beatriz Luna Ramos y Eduardo Medina Mora I.; votó con reserva José Fernando Franco González Salas. Ponente: Eduardo Medina Mora I. Secretario: Rodrigo de la Peza López Figueroa.

 

Criterios contendientes:

 

El sustentado por el Segundo Tribunal Colegiado en Materia de Trabajo del Séptimo Circuito, al resolver el amparo directo 319/2016, y el diverso sustentado por el Tercer Tribunal Colegiado en Materias Civil y de Trabajo del Vigésimo Primer Circuito, al resolver los amparos directos 658/2015 y 682/2015.

 

Tesis de jurisprudencia 32/2017 (10a.). Aprobada por la Segunda Sala de este Alto Tribunal, en sesión privada del quince de marzo de dos mil diecisiete.

 

Esta tesis se publicó el viernes 28 de abril de 2017 a las 10:32 horas en el Semanario Judicial de la Federación y, por ende, se considera de aplicación obligatoria a partir del martes 02 de mayo de 2017, para los efectos previstos en el punto séptimo del Acuerdo General Plenario 19/2013.

 

Esperamos que la información anterior le sea de utilidad.

 

Lic. Austreberto Bañuelos Correa.

Bañuelos y Salazar Asesores y Promotores, S. C.

www: banuelosysalazar.com

Correo:Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Tel.: 681-2221 y 681-4764.

Av. Las Palmas 5190 Fraccionamiento Las Palmas

Tijuana, Baja California.